lunes, mayo 21, 2007

Imanes, imanes, imanes

Soy una fanática de los imanes de nevera, hace muchos años que los colecciono, más o menos empecé cuando la leche RAM regalaba unos imanes con formas de fruta, a ver si el próximo día que vaya a casa de mis padres les hago una foto. Desde entonces hasta ahora allá donde voy me traigo un imán y lo mismo hacen mis amigos, de hecho, hacemos intercambio de imanes. La nevera de casa está hasta arriba, pero tranquilos todavía caben más si los junto todos un poquito y sino tengo la parte del congelador y la campana de la cocina!! La pena es que tengo unos 15 imanes que se han ido rompiendo guardados en cajones.



Cotilleando la web de Planeta Pluton, he encontrado dos imanes muy curiosos. El primero se llama Frigopoesia y es un conjunto de 512 palabras, para dejar mensajes, poemas o incluso discursos por que 512 imanes dan para mucho.














El segundo es ideal para gente con críos o locos de los relojes porque son una serie de engranajes (20 en total) con su pila y todo que se unen unos a otros y no paran de girar (bueno si los orientas bien) y hasta tienen luz.







Y ya que estaba animada con los imanes he buscado en el gran oráculo y he encontrado unas cuantas curiosidades:



- El tetris en imanes de nevera para todos los geeks





- Pintura imantada para convertir las paredes en una gran superficie donde enganchar imanes aquí y aquí.


- Poesía magnética
- Un enviador de mensajes de nevera.



Actualización: Mis primeros imanes los de RAM.




1 comentario:

Elena dijo...

Hola! Me llamo Elena y soy de Gran Canaria. Soy coleccionista de lápices: si quisieras podríamos hacer un intercambio: yo te consigo imanes de aquí, si tú me consigues lápices de donde vives. Si te interesa, ponte en contacto conmigo en elenagb_88@hotmail.com. Besitos!